La experiencia de vivir el Corona Capital a través del lente

La experiencia de vivir el Corona Capital a través del lente

Conocí el festival Corona Capital en su tercera edición, la de 2012, el primero de dos días y con uno de los mejores carteles de todos estos años, mi creciente gusto por la música en vivo, mezclada con mi afición por la fotografía de concierto me impulsaron a juntarme con mi incipiente, pero creciente grupo de amigos con el mismo gusto, el mismo don, la misma maldición, el gusto por la música.

¿Qué nos lleva a enlatarnos en una van y viajar por horas a la CDMX para luego estar horas
parados al sol o como en la edición 2015, en pleno aguacero torrencial, sin movernos, sin comer?

Creo que principalmente es la ilusión por ver en carne y hueso a las personas que de un modo tan personal – la música que crean – ponen el soundtrack a nuestras vidas, la música que hacemos nuestra y que muchas veces logra expresar y transmitir lo que no podemos poner en palabras, pero que podemos compartir en una playlist o en un video compartido con las personas que son importantes para nosotros.
A unos días de la edición 2017, comparto aquí una breve colección de recuerdos fotográficos –en estricto desorden cronológico - tomados con cámaras point & shot más o menos básicas (nunca he entrado acreditado al festival, por lo que jamás he llevado cámara réflex). Profesionales o no, los recuerdos que traen estas fotos son imborrables.

1168471_834360733251463_1994127404_n.jpg
10706821_1476989992566397_599321835_n.jpg
10724699_831788073509090_1390736130_n.jpg

Foster de People / 2014. Me colé hasta el frente no tanto por quererlos ver, sino para tener un
buen lugar para ver a Beck, que tocaba después. Sorprendieron con una presentación llena de
fuerza y fiesta. Terminamos brincando todos.

10729203_1483433391933092_1322389184_n.jpg
10731710_517720781698242_41876611_n.jpg
10724725_741001365972548_1937501773_n.jpg

GusGus / 2014. Nunca antes y pocas veces después escuché música dance tan bien ejecutada y
elegante, GusGus nos marcó a mi y a mis amigos. Siempre que vienen hacemos planes para ir a
verlos. Nunca hemos vuelto a un concierto suyo pero ¡Que conciertazo el de 2014!.

11236302_1555999174662405_319900816_n.jpg
11236077_1465653593726597_221023772_n.jpg
11243068_1393386524321188_507613250_n.jpg

Francisca Valenzuela / 2012. El escenario estaba atascado, el sol quemaba y el calor provocaba una deshidratación de niveles peligrosos. Aún así, ver a esta guapa mujer chilena, cuando todavía había bandas en español en el festival fue igual de refrescante que el vaso desechable con agua que te pasaban los de seguridad (y que compartías con otros 20).

12237550_511494065691008_897061672_n.jpg
11311657_380691712139641_1842655515_n.jpg
12224074_489449437903700_1707268398_n.jpg

DumDum Girls/ 2012. Era temprano aún, el calor no mataba tanto y estas hermosas brujas nos conquistaban con cada nota.

12276784_898713223517873_1183895376_n.jpg
12256849_967946743265198_1382827847_n.jpg
12276989_1107981365886439_2098816655_n.jpg

Alabama Shakes/2012. Pocas veces una banda con tanto poder ha pisado el escenario del Corona Capital. En mi Instagram posteé esta fotografía arrobando la cuenta de la banda y proponiéndole matrimonio inmediato a Brittany. Ojalá vuelvan pronto.

Kieza/2015. ¡Qué mujer tan increíblemente guapa! ¡Qué modelo tan perfecta para las fotografías! ¡Que pop tan pegajoso!

 

14482019_2011223982437636_3080898603993006080_n.jpg
12277518_1523250051325060_1179241667_n.jpg
12277500_217574658573708_1135119790_n.jpg

Sigur Rós/2013. Yo no pude ir al Festival Colmena en Morelos, cuando se presentaron estos islandeses (para cantar solo unas pocas canciones para luego abandonar el escenario por el precario estado de salud del baterista). Ver por primera vez a una de las bandas que más has escuchado en discos, en mp3 bajados de internet, en youtube, en spotify se convirtió en una de las principales razones para no ver a Arctic Monkeys, correr antes de que terminara el set de Phoenix (que la estaba rompiendo), todo para tener un buen lugar para por fin, luego de tantos años, saber que se siente estar enfrente de Jonsi y compañía. Todo el mundo lloró, los que no lloraron no pueden contarse como parte de este mundo. 

14596669_974399485999223_2053561341825777664_n.jpg
14482221_936654433135685_1541496790832906240_n.jpg
20151121163242.JPG

The Killers/2016. Tenía una deuda de nostalgia, tenía que cantar “when we were Young” porque era 2016 y ya no éramos tan Young. 

20151121220730.JPG
20151121204121.JPG
20151121230652.JPG

Beirut/2015. No pude ir al concierto de Beirut de 2012 (un par de días antes fui a ver a Kings of convenience) así que verlos en 2015 era una obligación. No defraudaron, escucharlos es magia, escucharlos es transportarse a una época pasada llena de felicidad y calidez y vino tinto cosechado en el viñedo de al lado con fondo musical de Postcars from Italy.

Run the Jewels/2015. Estos dos hicieron retumbar hasta lo más recóndito de nuestras almas. ¿Por qué no traen más actos de HipHop al país? Inolvidable show.

 

SAM_7985ok.jpg
SAM_7953.JPG
SAM_8010.JPG

The Black Keys/2012. No recuerdo otro Corona Capital en el que me haya cansado más que en el de 2012 ¿El calor? ¿Los escenarios más alejados uno de otro? Cuando era hora de ver a los Black Keys mis pies y mi cuerpo en general estaban ya destrozados, pero estos eran unos imprescindibles luego de la salida de “El Camino”. ¡Grande forma de terminar el día!

____________________________

Así como estos recuerdos hay cientos de fotos más, desde ese ya un poco lejano 2012 no he faltado a ninguna cita con el Corona Capital, luego de todos estos años se ha convertido en una cita anual imprescindible. Mi cámara y mis boletos están listos. ¡Que ya llegue el 18 de noviembre!.

Diseñador, fotógrafo amateur, fan de los conciertos y el cine. No puedo vivir sin música.