I'm full of dust and guitars

Era junio de 1975 y la banda Pink Floyd estaba grabando su noveno álbum de estudio Wish You Were Here (1975) en Londres, utilizando las instalaciones de los Estudios Abey Road, mientras un hombre arribaba al lugar y silenciosamente observaba a la banda.

En aquellas históricas paredes se escuchaba la canción “Shine On Your Crazy Dimond” donde retumbaban las palabras “Now There’sa look in your eyes, like black holes in the sky”(canción que la banda dedicó a Syd Barrett)

 
 

Al principio no reconocieron al hombre que podemos describir de apariencia descuidada con la cabeza y cejas rasurada y unos kilos de más.

Hijo de la generación de Albert Hofman (padre del LSD), escritor de muchas piezas de Pink Floyd, siendo su adicción a dicha sustancia lo que lo orilló a su salida de la alineación.

Roger Waters expresó que al ver a su viejo amigo, se quebró.

 
 

En palabras del tecladista Rick Wright, mencionó que cuando lo vio no lo reconoció:

“Vi a ese chico sentado en la parte de atrás del estudio y no lo reconocí y pregunté ¿Quién es?”… “No podía creer que era Syd, se había quitado todo su cabello”.

Siete años de no saber nada de su amigo y ahí estaba escuchando esa canción. Puede ser llamado coincidencia, destino o karma, nadie lo sabe, pero sin duda fue un momento que nunca olvidaran.

Barrett vivía en Cambridge, en su propio mundo, expresándose a través de sus pinturas. No daba más entrevistas y prefería ser reconocido bajo su nombre verdadero Roger Keith, dejando a Barret en el pasado.

Esta estrella obscura dejó un vacío en la música ya que fue la guía de una de las bandas más importantes de todos los tiempos.

Otra de las personas que más nos marcaron en todos los sentidos sin duda fue el querido Bowie, quien además de su sencillez y total alma artística, influyó con sus creaciones en una inimaginable cantidad de seres humanos, quiero recordar una entrevista que dio cuando de enteró de la muerte de Barrett:

“No puedo decir lo triste que me siento. Syd fue una gran inspiración en mi vida, hace algunos años lo vi tocar… los sesentas siempre estarán en mi mente”.

El alucinante Syd era tan carismático y tenía un brillo especial en sus canciones, su impacto en las personas fue enorme, algunos nunca lo pudieron conocer pero a veces basta con ver su arte para entender su mundo.

David Bowie en su álbum Pin Ups de 1973 grabó una versión de la canción de Pink Floyd “See Emily Play”(dicha composición fue escrita por Barret)

 
 

 

Perteneciente a una clase media de Cambridge, Inglaterra, conoció a Waters y Gilmour durante su infancia.

fue el ingenio de Syd quien dio el nombre a la banda formada en el año de 1965 Pink Floyd, quienes empezaron a tocar covers de R’n B’.

Es triste el que perdiera el rumbo de su realidad prefiriendo la fantasía, dicen sus compañeros de la banda que olvidaba aparecerse en los conciertos, inevitablemente la alineación buscó su reemplazo en David Gilmour.

¿Dejó de hacer música? Esporádicamente hacía música acompañado de Gilmour y Waters, creando dos álbumes como solista He Madcap Laughs (1979) y Barrett (1970).

Su pintura final fue terminada días antes de su muerte, en su vida como pintor pasó por diferentes corrientes artísticas como el impresionismo, cubismo y abstractismo, usando diferentes técnicas como el olio, acuarela y la tinta.

Aquí puedes ver una exposición con alguna de sus pinturas:

 
 

Este mundo de sensaciones fue descrito como un alma creativa que padecía de desorden bipolar, o del Síndrome de Asperger o la teoría más popular a parte de los ácidos, la esquizofrenia.

Tenía en sus ojos la visión de un mundo inperfecto, las manos de un creador y un espíritu deslumbrante, que encontró su camino en el arte… uno que pocos entendieron pero muchos agradecemos.

Te dejamos sus dos LP como solista: